SAVIA

El viento mueve las copas de los árboles y en su mecer resuenan pálpitos que despiertan nuevos compases de la vida.
Un devenir en sus hojas que te susurra secretos aún no contados.
Tu pelo se mueve y tus ojos ven un infinito, de un cielo azul tranquilo y soñado, donde la calma se mete en tus poros y ves más allá.
Como si la savia de los árboles fluyera por ti con esa inmovilidad pacífica de ellos.
Así aparecen brotes por dentro que quieren salir y expresar sus condiciones, sus razones, su luz.

1d639c9a-13f0-4ab0-9f04-f165ab8375ed

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s