Temblando

Tiemblas de amor pero no quieres despertar y amar.
Finges indiferencia, resolución, compostura, mientras tiemblas de amor.
Juegas a tu juego con las cartas marcadas y gastadas por el paso del tiempo.
Insensatez por no implicarte, por no ser el héroe que realmente sientes.
Hay pistas por doquier que desvelan las incoherentes acciones que te paralizan.
Si abres los ojos y miras con pasión, el miedo se anula.
Ahora otro tiembla por ti y espera a ser descubierto.

GIRASOL--TU CUENTO 11-04-16

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s